SALLIQUELÓ

El Roberts recibió la donación para la instalación eléctrica del Gimnasio

La empresa ENARSA entregó a la institución materiales por un valor de dos millones de pesos. La obra se llevaría adelante durante el transcurso de este verano.

En horas del mediodía del jueves se realizó en la secretaría del Club Cecil A. Roberts una rueda de prensa, en la que se anunció la entrega de los materiales donados por la empresa ENARSA a la institución para la puesta en valor de la instalación eléctrica del gimnasio polideportivo.

El presidente del club, Juan Pablo Falbo, agradeció el apoyo para poder realizar la obra, anunció que se llevará adelante en el transcurso del verano y entregó como presente una camiseta del equipo de fútbol a Gastón Leydet, Subgerente de la empresa ENARSA.

Ariel Succurro, referente del PJ Frente de Todos de Salliqueló y presidente del Honorable Concejo Deliberante, recordó que la empresa accedió a realizar esta donación en agradecimiento al club por haber cedido desinteresadamente el gimnasio para la firma de contratos de obra del Gasoducto Néstor Kirchner. “Entregaron las llaves para que se lo utilice sin pedir ningún recurso económico a cambio, y eso, podría decirse, fue un gesto solidario para con todos los argentinos, porque la obra del gasoducto va a tener impacto a nivel país”, destacó.

“Las autoridades de ENARSA se acercaron a nosotros después del acto, nos agradecieron y nos pidieron que hablemos con la Comisión Directiva del club, para averiguar de qué manera se podía retribuir el gesto a la institución”, agregó Succurro, explicando que una vez que la institución definió cuál era la obra más necesaria y trabajó en presupuestarla: “Como dirigentes políticos institucionalizamos el pedido ante Agustín Gerez y Gastón Leydet, autoridades de la empresa, y rápidamente nos confirmaron que la obra iba a ser posible”.

Además, destacó que todos los materiales donados, cuyo valor asciende a dos millones de pesos, fueron adquiridos en comercios de Salliqueló. “Eso no es un dato menor, ese también es un gesto y una decisión política de la empresa, para generar movimiento en la economía del distrito”, consideró.

 Por su parte, Gastón Leydet se mostró emocionado por participar del anuncio, en el que estuvieron presentes dirigentes, socios, simpatizantes y referentes históricos de la institución, agradeciendo al club por haber cedido desinteresadamente la utilización del gimnasio y a Succurro por coordinar la gestión para esta donación. 

“Nos toca dirigir una empresa, llevando adelante una de las obras estratégicas más importantes que tiene el país y con la responsabilidad de atender cuestiones que, pueden parecer menores comparándolas en su magnitud, pero que en este caso para el Club Roberts y para la sociedad de Salliqueló en su conjunto es trascendental”, definió Leydet.